lunes, 17 de febrero de 2014

Un par de pastores muy particulares

Daniel Lesego y Jamie Coots pasarán a la historia como un par de pastores cristianos que han puesto en evidencia lo ridículo que es la fe religiosa. 

Lesego, un pastor pentecostal de la ciudad de Garakuwa, Sudáfrica, a generado una lluvia de críticas tras pedir a sus feligreses que coman hierba, para poder estar "más cerca de Dios". 

Tras muchas críticas, los hermanos de dicha congregación han salido a defender a su pastor diciendo haber recibido "milagros" en sus vidas y de tratase de un caso que pone a prueba o que fortalece su fe.

Según el periodico Daily Mail, el pastor Lesego enseña que los seres humanos pueden comer cualquier cosa para alimentar sus cuerpos. ‘Sí, podemos comer hierba y estamos orgullosos de ello, ya que demuestra que nada nos puede suceder cuando en nosotros está el poder de Dios”, afirmó Rosemary Phetha, quien afirma haber sido curada y asiste a "Ministerios Rabbonni".

El diario no nos cuenta si Lesego también ha salido a comer pasto, como le pidió a sus feligreses, pero si se sabe que muchas personas han terminado con fuertes malestares estomacales. Probablemente ellos los explicarán como una consecuencia de no tener la fe suficiente y no con que sus sistemas digestivos no sean óptimos con esta dieta.

He aquí el vídeo con la noticia del pastor Lesego.



Por otra parte, el pastor Jamie Coots, quien presentaba un evento manipulando serpientes para probar que Jesús es Dios en Kentucky murió al no permitir que se le tratará una mordedura de serpiente.

La base para la práctica de Coots estaba en el siguiente pasaje de la Biblia:

Jesús comisiona a los apóstoles (Marcos 16: 14-18)
14 Finalmente se apareció [Jesús] a los once mismos, estando ellos sentados a la mesa, y les reprochó su incredulidad y dureza de corazón, porque no habían creído a los que le habían visto resucitado.
15 Y les dijo: Id por todo el mundo y predicad el evangelio a toda criatura.
16 El que creyere y fuere bautizado, será salvo; mas el que no creyere, será condenado.
17 Y estas señales seguirán a los que creen: En mi nombre echarán fuera demonios; hablarán nuevas lenguas;
18 tomarán en las manos serpientes, y si bebieren cosa mortífera, no les hará daño [...]

El pastor Coots perteneció a una tercera generación de “manipuladores de serpientes”. Esta curiosa práctica la realiza en la iglesia "Tabernáculo del Evangelio Completo en Nombre de Jesús"

La National Geographic hizo famoso al pastor de Kentucky al mostrarlo en un programa manipulando todo tipo de serpientes venenosas como muestra de que las palabras de Jesús resucitado eran ciertas.

“Aun después de perder la mitad de su dedo por una mordida de serpiente y ver a otros morir de mordidas durante las ceremonias”, Coots “aún creía que debía tomar una serpiente y seguir la fe de la santidad”

Al momento de morir Coots cumplía un año de finalizada una pena de libertad condiconal, ya que en n febrero de 2013 el estado de Tennessee lo condenó por ingresar a su territorio con serpientes venenosas. En el 2008 había sido arrestado por tener 74 serpientes en su hogar.

El estado Tennessee prohibió la manipulación de serpientes en 1947 después de que cinco personas fueran mordidas en un evento de prueba de fe similares a los que Cooks presentaba. Ahora le tocó el turno al pastor lo que demuestra que lo supuestamente profetizado por Jesús en Marcos 16: 18 es una falsedad.

En el 2013 informábamos que otro pastor, Mark Wolford, murió por la misma razón en West Virginia y que en 2006, también implorando la protección de dios, un cristiano se arrojó a los leones en el zoológico de Kiev, Ucrania. 

Les dejo un vídeo del pastor Jamie Coots cuando aún estaba con vida en compañía de los ofidios imcumplidores de la profecía de Jesús.



¿Y usted qué opina?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada